Desalojan barricada cultural en defensa del Chanti Ollin

16508915_10155961763168539_4656134539034542902_n

En los primeros minutos del 7 de febrero, fue desalojado el plantón que se mantenía en las afueras del edificio que aún resguarda algunos de los equipos, proyectos, libros y murales elaborados desde hace 13 años por la comunidad del Chanti Ollin.

Con aproximadamente 200 granaderos y trabajadores de limpia que esperaban ansiosos el momento del agandalle, apenas se pudo rescatar algunas cosas que se usaban en el plantón, instalado ahí desde el 22 de noviembre, fecha en que fue desalojado el edificio en un irregular y desmedido operativo auspiciado por el gobierno de la ciudad de México. La barricada cultural se mantenía a manera de denuncia y resguardo tanto del edificio como de los proyectos que se albergan ahí.

Como era de esperarse, en esa esquina improvisada se desarrollaron proyectos, eventos, talleres, charlas, conciertos, teatro, danza, música, murales, ensayos, expresiones artísticas que caracterizan al movimiento de la comunidad y que demuestran que no todo el mundo se mueve alrededor del dinero, que la resistencia como la hierba, crece aún en el asfalto.

Ante este nuevo desalojo, se realizó un mitin a las afueras del edificio, resguardado ahora por policías de diferentes instancias en donde se lanzaron consignas y un micrófono informativo que se abrió para escuchar la palabra solidaria de las distintas organizaciones que acompañaron este mitin, todos ellos colectivos que han sufrido procesos similares de despojo.

Entre las organizaciones se encontraba la asamblea de pedregales de Coyoacán en defensa del Manantial Aztecas, que mantenían un plantón en defensa del agua de 12 vertederos de agua de manantial, la Asamblea de pueblos, barrios y colonias de Xochimilco que también han padecido de la voracidad inmobiliaria y especulativa, compañeros de la Casa Nacional del Estudiante, del espacio autónomo la Karakola, quienes la semana pasada fueron despojados de su lugar de trabajo y cafetería, compañeros de la Bohemia Subterranea quienes fueron desalojados del Bombay, un espacio cultural en las inmediaciones de la plaza de Garibaldi. Al mitin acudió Lourdes Mejía quien recordó a su hijo Carlos Sinuhe, estudiante y activista de la UNAM asesinado en 2011.

La actividad continuó con la compartición de la palabra con integrantes del Congreso Nacional Indígena y la infaltable comparsa musical.

ENTREVISTA CON INTEGRANTE DE LA COMUNIDAD CHANTI OLLIN, QUIEN NOS HABLA SOBRE EL DESALOJO DE LA BARRICADA CULTURAL, EJECUTADO POR LA POLICIA DE LA CIUDAD DE MÉXICO.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s